HAZTE SOCIO
Català - Castellano
El poeta Giuseppe Ungaretti, en Barcelona (1955). Peces Històriques Triades Per Josep Maria Casasús. Enrique Badosa
Noticia anterior
Noticia siguiente
El poeta Giuseppe Ungaretti, en Barcelona (1955). Peces Històriques Triades Per Josep Maria Casasús. Enrique Badosa
ACEC  12/6/2021



D e l’entrevista d’Enrique Badosa (Barcelona, 1927-2021) a Giuseppe Ungaretti (Alexandria, Egipte, 1888 - Milà, 1970) publicada a Destino (28-VI-1955) arran de l’estada a Barcelona del poeta italià aquest mes fa seixanta sis anys. El també poeta Enrique Badosa -mort avui fa vuit dies- va excel·lir com a traductor pulcre, crític competent i editor literari lúcid.
[...]

Giuseppe Ungaretti, nacido en Alejandría, en 1888, apareció en la vida literaria italiana cuando el movimiento deanunziano estaba en decadencia pero aún infestaba el ambiente poético con un sentimentalismo esteticista que parecía dejar definitivamente el humanismo de la poesía. Ungaretti, formado en París y en un ambiente de gran tensión espiritual, seria él el destinado a devolver a la poesía italiana una sensibilidad nueva y nuevos medios expresivos. En la primera guerra europea, Ungaretti, que combate en el ejército de su país, compondrá su primer gran libro -“Allegria ”- e iniciará una revolución literaria. […] No es fácil recoger en el papel la palabra de Giuseppe Ungaretti. Su verbo es florido, desbordante, noblemente exaltado, y al final de cada frase sigue siempre una bondadosa y alegre sonrisa. Todo su rostro sonríe: su tez colorada, sus facciones, sus ojos azul claro de hombre mediterráneo. Casi que el interviuvado no necesita, en este caso, del estímulo de la pregunta.

-Tomé conciencia de mi misión como poeta -dice- en la primera gran guerra. Mi poesía nació en las trincheras. Pero no son poemas de guerra, sino poemas que manifiestan el sentimiento por el sufrir de los hombres envueltos en una absurda tragedia, sin hacer distingos entre amigos o enemigos…

-[…]¿Conoce usted la obra de los poetas españoles?
-La de los consagrados Juan Ramón Jiménez, Antonio Machado, García Lorca, Unamuno, Aleixandre, Guillén, Salinas… Todos ellos grandes poetas que yo estimo mucho. Los jóvenes no los conozco, excepto Ridruejo y Valverde.

-¿Y respecto de la poesía catalana?
-Algo conozco. Por mi ascendencia provenzal entiendo el catalán. Me gustan mucho, entre otras, la obra de Carner, al que conozco personalmente, de Carles Riba, de Tomás Garcés, también amigo mío. Siempre leo todo lo que me envía, y si algún poeta desconozco se debe a que sus libros no me llegan.

-Finalmente, ¿cree usted en la poesía como medio de conocimiento?
-El hacer poesía, al leerla, es siempre una toma de consciencia con algo que al mismo hombre le puede ser desconocido, secreto. Desde luego, la palabra no da el secreto, pero hace ver que el poeta ha tenido consciencia de algo profundo que hay en él. Por ejemplo, la religiosidad que se halla en la obra de Leopardi por más que este poeta fuera un descreído. […]




Artículos relacionados :

    No hay artículos relacionados
Noticia anterior
Noticia siguiente







Carrer de Canuda, 6. 5ª Planta
08002 Barcelona
Telf: 93 318 87 48 | Email info@acec.cat