Sábado, 4 de julio de  2020



Català  


La ACEC plantea el futuro con soluciones imaginativas para afrontar la caída de ingresos
10/4/2013



(Foto: Carme Esteve i Pla)
 

La Asociación Colegial de Escritores de Catalunya (ACEC) sostiene los equilibrios entre una ingeniosa economía financiera y un sólido plan de futuro que le permita mantener sus objetivos principales: las prestaciones de orden técnico y de asistencia legal, sumadas a las ayudas asistenciales, el programa de actividades, los servicios informativos y telemáticos y la búsqueda de traductores. Es lo que expuso el presidente, Miquel de Palol, en la asamblea celebrada ayer, martes 9 de abril, en la Aula dels Escriptors del Ateneu Barcelonès y en la que se escogieron nueve miembros de la Junta en las elecciones de renovación parcial de cargos.

La secretaria general de la ACEC, Pura Salceda, salió reforzada de estas elecciones, ya que fue la candidata más votada. Se debían elegir nueve miembros de la Junta Directiva, entre los diez candidatos que se presentaron. El resultado fue el siguiente: Pura Salceda (196 votos), Albert Tugues (179), Sònia Hernández (177), Josep Anton Soldevila (171), Ricardo Fernández (170), Ada Castells (160), Valentí Gómez i Oliver (154), Gabriel Hormaechea (147), Jaume C. Pons Alorda (130) y Carmen Borja (84). Los nueve primeros serán los componentes de la Junta, entre los que se estrenan cuatro miembros: Ricardo Fernández, Gabriel Hormaechea y los jóvenes Sònia Hernández y Jaume C. Pons Alorda.

La Junta Directiva continúa presidida por Miquel de Palol y, además de los nueve miembros escogidos ayer, está integrada por Dante Bertini, David Castillo, Rodolfo Häsler, Matías Néspolo y Maria Cinta Montagut.

Lluís M. Todó, que ha sido vicepresidente durante los dos últimos años, no se presentó a la reelección por voluntad propia, y recibió un agradecimiento público por parte de Pura Salceda, durante la intervención que realizó la secretaria general. También han finalizado su mandato José Luis Espina, Gemma Lienas y Ágata Orzescek.

La asamblea anual, como es habitual en estos casos, presentó el balance del último ejercicio, tanto el corresponiente al programa de actividades, como los balances económicos. Miquel de Palol resaltó que, a pesar de las acentuadas dificultades económicas, la Asociación ha conseguido mantener un programa estable de actividades (con un mínimo de una presentación o acto semanal), además de iniciativas relevantes como las Jornadas Poéticas, Voces Nuevas, los premios Ángel Crespo y José Luis Giménez-Frontín, el homenaje a Susana March o la sesión dedicada a Antonio Beneyto.

Palol subrayó las tareas de la Junta llevadas a cabo a favor “de los derechos y las prerrogativas de los escritores de Catalunya, con indeopendencia de la lengua que utilicen”. El presidente señaló como uno de los retos más importantes conseguir que todos los escritores que viven en Catalunya puedan acceder a “las ayudas y becas a la creación y a la actividad de las letras en general”.

El tesorero, Josep Anton Soldevila, y el gestor económico, Cres Martín, expusieron detalladamente la situación y los balances económicos y las soluciones imagintivas que plantea la Asociación para adaptarse y hacer frente. Soldevila se mostró confiado que la futura directiva europea que deberá regular la compensación por copia privada en toda la UE solucionará la injusta situación que sufren los escritores en España, desde que el Gobierno central aprobó el decreto, en diciembre de 2011, que anulaba esta compensación de derechos.

Discurso de Miquel de Palol en la asamblea general

Apreciados autoras y autores asociadas y asociados:

Un año más, tengo el honor de dirigirme a ustedes de acuerdo al precepto estatutario para rendir cuentas del ejercicio y las actividades de este año:

El balance tiene de forma insoslayable una naturaleza bipolar. La noticia menos favorable es que, lejos de vislumbrar una salida y solución, los agravios presupuestarios de la Asociación siguen dentro de la precariedad expuesta hace ya un año, agravada por nuevos recortes y reiteradas incertidumbres del presente y del futuro, cosa, que por otro lado, no solo lo sufre nuestra entidad, sino que desgraciadamente es común a todas las entidades de la misma naturaleza, aunque dicho sea sin ánimo de consuelo sino como constatación de la realidad actual del país.

En definitiva, todo ello lo expondrán con todo detalle el tesorero y el gestor administrador. En  medio de un statu quo tan objetivamente pesimista, la buena noticia es que hemos conseguido mantener las prestaciones de orden técnico y de asistencia legal que, como prioridad sustancial, tiene encomendadas la Asociación, lo que agradecemos a nuestros colaboradores la comprensión y flexibilidad que han mostrado. Por tanto, se mantienen prácticamente intactas la asesoría jurídica, las ayudas asistenciales, los servicios telemáticos y la búsqueda de traductores.

Hace un año, les anunciaba la necesidad de obtener recursos al margen de la política tradicional de subvenciones por parte de entidades oficiales, una manera de hacer y un mundo en claro declive. En este sentido, continúan los caminos legales para conseguir declarar a la Asociación Entidad de Utilidad Pública, y de esta manera poder tener acceso a ventajas jurídicas en relación a las prestaciones y actividades.

En una línea similar, una comisión ha elaborado un Business Plan destinado a obtener recursos de otras asociaciones, instituciones, fundaciones y entidades de distinto tipo, un plan que apenas se ha puesto en marcha y en el que tenemos puesto una prudente confianza, puesto que, como sabe cualquiera que siga la realidad cotidiana, no se aprecian sectores especialmente bien situados en el actual panorama de cambio social. Considerar expectativas más allá del futuro inmediato excede en el momento presente nuestras posibilidades.

Destacaremos entre las multiples actividades realizadas este año, la consolidación del espacio “Voces Nuevas”, donde un autor consolidado en cierto estatus presenta a uno  nuevo, un promedio de más de una presentación por semana de una  novedad editorial, el homenaje a Susana March, una sesion monográfica dedicada a Antonio Beneyto, la celebración de las XII Jornadas Poéticas dedicadas a la “Poesía en tiempos de crisis y de guerra”, con la conferencia inaugural a cargo de Carlos García Gual, la entrega del III Premio José Luís Giménez-Frontín a Carme Riera, y la entrega de XV Premio de Traducción Ángel Crespo a Gabriel Ormaechea por su version de Gragantua y Pantagruel.

Entre los diversos proyectos que tiene en marcha la Asociación, y ante la dificultad de mencionarlos a todos, me parece oportuno hacerlo de uno que hace tiempo que ha preocupado a las sucesivas direcciones, incluyendo la presente. Me refiero a los derechos y a las prerrogativas de los escritores de Catalunya con independencia del idioma que utilicen. Hace unos años que la entidad intenta, sin éxito, regularizar las ayudas y becas a la creación y a la actividad de las letras en general para los escritores que no utilizan la lengua catalana.

La realidad del país es que, por un lado, la lengua y cultura catalanas están en tal desventaja en relación con las españolas que la única opción justa y lógica es hacer objeto de especial protección. Y por otro lado, que todos los ciudadanos de Catalunya, como los de cualquier territorio regido por un Estado de Derecho, tengan los mismos derechos. La situación legal es compleja y sin resquicios por donde se pueda negociar una solución. También es obligado constatar la nula voluntad política por parte de los distintos estamentos, tanto en el ámbito catalán como en el español, para resolver la cuestión, lo que hace pensar que si a unos y otros les va bien un conflicto latente que les permite continuar engrasando el saco de un discurso del que extraen réditos elctorales.

Un tópico sabio de nuestra tierra dice “així ens ho hem trobat, i així ho deixarem”. Me gustaría ver el final de esta presidencia con la idea de dejar la cuestión que he mencionado si no resuelta, como mínimo, razonablemente encauzada hacia una solución satisfactoria para todos. Esta, y otras pueden ser no tan perentorias y vistosas, pero igualmente importantes.

No quiero acabar sin un mensaje de ánimo. Ars longa, vita brevis. En tiempos difíciles, la poesía y la literatura continúan.

Miquel de Palol
Barcelona, 9 de abril de 2013



Galería fotográfica
   
Vídeo destacado

 
Presentación del libro 'Atreverse a saber'

[+] Vídeos

 

 

 

 

¿Quieres recibir el boletín electrónico de la ACEC?

 

 
 
 

PATROCINADA POR

Pagina nueva 2