Viernes, 18 de octubre de  2019



Català  


El homenaje a Giménez-Frontín resalta su papel como mediador clave en la cultura de la Cataluña actual
9/6/2009




Acto de homenaje a José Luis Giménez-Frontín
 
Amigos, familiares, socios de la ACEC, representantes institucionales y gente del mundo de la cultura rindieron, el pasado lunes 8 de junio, un cálido y emotivo homenaje a José Luis Giménez-Frontín, secretario general de la ACEC y ánima mater de la entidad, fallecido el pasado 21 de diciembre. La sala de actos del Col·legi de Periodistes de Catalunya estaba llena a rebosar para asistir al acto, convocado por la ACEC –con la colaboración de CEDRO, la Institució de les Lletres Catalanes y el Col·legi de Periodistes– y presidido por el conseller de Cultura, Joan  Manuel Tresserras. El homenaje estuvo articulado para resaltar las múltiples facetas, tanto personales como intelectuales, de Giménez-Frontín, que glosaron los ponentes convocados: Anna Cabllé, Nora Catelli, José Corredor-Matheos, Juan Antonio Masoliver Ródenas, Miquel de Palol y Sergio Vila-Sanjuán. Todas las intervenciones coincidieron en destacar el primordial papel de mediador entre las culturas de expresión catalana y castellana en la Cataluña de los últimos treinta años, ejercido con exquisita habilidad por Giménez-Frontín, así como su perfil independiente y su obra de marcada calidad.

La presidenta de la ACEC, Montserrat Conill, abrió el acto y destacó la coincidencia en el día de este homenaje con la firma con el Gremi d’Editors de los nuevos contratos-marco, que se efectuó unas horas antes, “un hecho por el que tanto había trabajado José Luis: su herencia en la ACEC constituye un estímulo para continuar su trabajo”.

Acto seguido, el conseller de Cultura, Joan Manuel Tresserras, resaltó el rol determinante ejercido por Giménez-Frontín en el acercamiento de “dos universos, cada uno víctima de sus propias circunstancias y que tendían a vivir alejados. Gracias a él vivieron en contacto y mejoraron el mundo cultural de este país”. Tresserras señaló que la herencia del homenajeado habrá sido clave para que Cataluña “se convierta en una de las plataformas más vivas y dinámicas de la industria cultural del mundo”. Por su parte, Daniel, su hijo, clausuró la parte inicial de las intervenciones, con un sincero agradecimiento a las muestras de solidaridad y coraje recibidas y mostrándose orgullosos de “la profesión de mi padre: escritor”.

Universo intelectual
El conjunto de ponencias recorrió todos los universos de Giménez-Frontín en sus diferentes facetas. Anna Caballé, secretaria general de la ACEC, abrió este turno recordando una reciente conversación con Giménez-Frontín sobre el filósofo Peter Sloterdijk a propósito de la culminación de las memorias del homenajeado, Los años contados, presentadas dos meses y medio antes de su muerte. Caballé repasó su trayectoria vital e intelectual, su espíritu crítico e independiente, su solidaridad y sus dotes para trabajar en equipo, entre otras virtudes del que fue su antecesor en el cargo.

A continuación, Juan Antonio Masoliver Ródenas esgrimió un elogio de su obra independientemente del elogio a su persona e inició su discurso subrayando que “pocas veces una muerte tan inesperada ha sido tan sentida por tantas voces tan dispares”. El crítico y amigo del homenajeado –con quien coincidió en buena parte de su trayectoria formativa e intelectual– apuntó que Giménez-Frontín “fue y será un ejemplo a seguir”. Resaltó su compromiso poético y lo definió como una persona “audaz, moderna, vanguardista e independiente”. “Su obra se alimentó de lo que era fugaz y eterno, como pone de manifiesto en su poema ‘Aquí y ahora’”.

Nora Catelli también finalizó su intervención citando un verso de Giménez-Frontín, “El paraíso es un amor que pasa”. Anteriormente, resaltó la importante gestión que realizó al frente de la Fundación Caixa Catalunya, que dirigió durante quince años “de ninguna manera endogámica, sino abierta y con gran eficacia”.

Miquel de Palol glosó su figura “ desde todas las vertientes posibles”. “Era una persona que sabía escuchar y con quien se podía debatir con serenidad, cosa que es fácil de decir pero difícil de hacer. Nos enseñó a valorar al intermediario, el posibilismo y las posiciones intermedias”, añadió. Palol resaltó que el buen entendimiento entre las dos asociaciones catalanas (ACEC y AELC) “ha sido gracias a esta visión de complementariedad”.

Corredor-Matheos se sumergió en su obra poética, “marcada por un claro crecimiento”. “Para él, escribir poesía no era un ajuste de cuentas con la realidad”, y añadió que “la vinculación entre poesía y autor y su ansia de vivir en plenitud se manifiesta en el tramo final de su obra”.

Sergio Vila-Sanjuán centró sus palabras en la faceta periodística de Giménez-Frontin, desde su papel de coordinador del suplemento literario de Teleexpres, hasta los artículos en el suplemento Culturas de La Vanguardia y Tendències de El Mundo Catalunya. Vila Sanjuán destacó que los dos artículos póstumos de Giménez-Frontín recogen su perfil: la crítica no era por aspectos de derechas o izquierdas ni territoriales, sino por cuestiones de humanidad, que fueron las que siempre le preocuparon”.

Consultad el artículo "El mundo de la cultura rinde tributo a Giménez-Frontín", publicado en El Mundo.
 



Vídeo en recuerdo a José Luis Giménez-Frontín


Galería fotográfica
   
Vídeo destacado

 
Presentación del libro 'Atreverse a saber'

[+] Vídeos

 

 

 

 

¿Quieres recibir el boletín electrónico de la ACEC?

 

 
 
 

PATROCINADA POR

Pagina nueva 2